La rampa de lanzamiento a un nuevo puesto de trabajo.

Outplacement – Programas de recolocación

Los Programas de Recolocación, aún no garantizando la consecución de un nuevo empleo, si tienen como objetivo aumentar las probabilidades que se lleve a cabo la reinserción laboral del candidato. Por lo tanto, los beneficios se reflejan tanto en el empleado que recibe asesoramiento para emprender la búsqueda de trabajo sobre las exigencias actuales del mercado laboral, como para la empresa que ofrece un trato más humano al trabajador cesado, a la vez que mejora su imagen corporativa y minimiza las posibles tensiones internas que puedan surgir.

 

Se pueden ofrecer una amplía gama de Servicios de Outplacement, adaptandolos a las necesidades de cada persona, no obstante los Programas de Recolocación los podemos clasificar en Programas Individuales (en función de que estos sean dirigidos a una sola persona) o en Programas Colectivos (dirigidos a un grupo de trabajadores despedidos), cuentan con una duración mínima de entre 3 y 6 meses.

 

Los Programas de Outplacement (OPC) reunen una serie de estrategias de apoyo, orientación psicológica y técnica, para aquellas personas sujetas a una desvinculación laboral, y así poder hacer frente al trauma del despido.

 

El aporte del apoyo psicológico en los procesos de transición laboral, es significativamente importante, especialmente en las etapas iniciales del proceso, como en la evaluación de las competencias de los sujetos, la orientación laboral y la nueva búsqueda en el mercado de trabajo

 

Un Programa de Recolocación cuenta con una serie de pasos o fases:

 

1. Asesoramiento técnico a la organización empresarial que plantea el despido, acerca de cómo plantear y comunicar el programa de reestructuración.

2. Evaluación del potencial (Balance  personal y profesional).

3. Fijación de Objetivos e implantación del Plan de Acción.

4. Preparación y adquisión de técnicas de búsqueda de empleo.

5. Búsqueda y seguimiento continuo.

6. Seguimiento de la incorporación e integración en el nuevo empleo.

 

¿Sabías que...?

Llevar a cabo un proceso de Outplament ayuda a la empresa a:

  • Mostrar sensibilidad social.
  • Mantener la credibilidad y confianza del personal hacia la organización empresarial.
  • Mejorar la imagen de la organización, disminuyendo la conflictividad social.
  • Asegurar y mantener en la empresa la continuidad del compromiso, la motivación, dedicación y lealtad de los trabajadores que continúan laborando.
  • Fortalecer y mantener la buena imagen pública de la compañía ante sus clientes, proveedores, entidades financieras,… y opinión pública en general.

¿Qué ofrecemos?

El proceso de OPC implica:

 

  • Ayuda Psicológica.
  • Orientación laboral.
  • Formación, capacitación y networking.
  • Aceleración del emprendimiento.
  • Intermediación laboral mediante la agencia de colocación.

En función del numero de empleados a atender:

  • Entre 1 y 15: 450 € / persona
  • Entre 15 y 30: 400 € / persona
  • Más de 30: consultar.
Si te han quedado dudas...